Definición de Correveidile:

1. Persona que trae y lleva cuentos y chismes // 2. Blog de los amantes de la lengua de Cervantes

jueves, 30 de marzo de 2017

“Los últimos años exitosos de un gran cantante cubano”


Ibrahim Ferrer fue un cantante cubano que tuvo que empezar a trabajar muy temprano, como la mayoría de los cubanos. En su niñez, Ibrahim, aunque ya trabajaba, encontraba tiempo libre para algunas presentaciones como músico y cantante, por lo que con su primo formó el grupo Los jóvenes del son que tocaba en las fiestas del barrio, así comenzó a ganar su primer dinero. También participó en la formación de otras agrupaciones locales, como los conjuntos Sorpresa, Wilson y Maravilla, de Beltrán de Pacho Alonso

La carrera de Ibrahim Ferrer estuvo marcada por algunos hechos negativos, sin embargo, obtuvo éxito con el álbum titulado El Platanar de Bartolo, junto a la Orquesta Chepin Choven, el grupo más conocido de Santiago de Cuba. A pesar de todo esto, en la época su nombre era siempre dejado de lado, sobre todo, por las personas responsables de la organización de los conciertos. Lo que está claro es que, en cierto modo, Ibrahim continuó trabajando en sus proyectos musicales personales como, por ejemplo, con la Orquesta Ritmo Oriente, del gran maestro Beny Moré


En 1991, Ibrahim estaba triste y desilusionado con su carrera musical, en gran medida por falta de reconocimiento del público y de la prensa, entonces, se retiró del mundo musical y, durante algunos años, buscó refugio en proyectos que lo mantuvieron lejos de los escenarios. No obstante, en 1998 Ry Cooder, productor musical estadounidense, buscaba en Cuba un cantante de voz más suave para el bolero, por esta razón, Juan de Marco González, director musical cubano y asesor de arreglos y grabación del grupo Buena Vista Social Club, pensó enseguida en Ibrahim. 

En consecuencia, Ibrahim llegaría a formar parte de Buena Vista Social Club y cantaría la gran mayoría de las canciones del álbum, que fue nominado para el Grammy, con más de 5 millones de copias vendidas. En los últimos años de vida, estuvo de gira por el mundo con los mejores músicos cubanos, incluso llegó a ser reconocido por su gran talento en Japón, que es un país donde las personas tienen la costumbre de mantenerse más lejos de los artistas.

Así que para recordar un poco más a este gran cantante que, según Ry Cooder, era el Nat King Cole cubano, hoy seleccioné la canción de Ernesto Duarte titulada “Cómo fue”, interpretada por Ibrahim Ferrer, con la participación del pianista cubano Rubén González y la orquesta The Afro-Cuban All Stars, dirigida por Juan de Marco González

Jorge Martins de Almeida



“Cómo fue”
(Ernesto Duarte)

Cómo fue
no sé decirte como fue
ni sé explicarme que pasó,
pero de ti me enamoré. 
Fue una luz
que iluminó todo mi ser.
Tu risa como un manantial
llenó mi vida de inquietud.

Fueron tus ojos o tu boca,
fueron tus manos o tu voz.
Fue a lo mejor la impaciencia
de tanto esperar tu llegada,
mas no sé, no sé decirte cómo fue
ni sé explicarme qué pasó, 
pero de ti me enamoré. 

Fueron tus ojos o tu boca,
fueron tus manos o tu voz.
Fue a lo mejor la impaciencia
de tanto esperar tu llegada,
mas no sé, no sé decirte cómo fue
ni sé explicarme qué pasó,
pero de ti me enamoré.



Fuente consultada:
www.americasalsa.com/biografias/ibrahim_ferrer.html

4 comentarios:

  1. ¡Este cantante tenía una voz increíble! Talento y voz que, afortunadamente, siempre se quedarán entre nosotros, aunque él ya no esté físicamente. Gracias, Jorge, por rememorarlo.

    ResponderEliminar
  2. Pizpireta, los grandes cantantes son inmortales...Gracias por tu comentario!!

    ResponderEliminar
  3. ¡Gracias, Jorge, por tus aportaciones!

    ResponderEliminar
  4. Bellísima canción. Me enamoré...

    ResponderEliminar