Definición de Correveidile:

1. Persona que trae y lleva cuentos y chismes // 2. Blog de los amantes de la lengua de Cervantes

miércoles, 7 de diciembre de 2016

Tatuaje 1: El arte en la piel

Un tatuaje es la grabación de un dibujo mediante materias colorantes indelebles o de pequeños cortes en la piel. Se llama tatuaje, por lo tanto, al dibujo o al texto que se realiza sobre la piel inyectando tinta debajo de la epidermis. La técnica, con variaciones, se emplea desde hace miles de años, de acuerdo con los registros detectados por arqueólogos.

Momia llamada "Hombre de Hielo" con 57 tatuajes
La evidencia más antigua de tatuajes en momias se encontró en una perteneciente a la Cultura Chinchorro, en la costa de Perú. En ella se conservan tatuajes datados en el año 2000 a. C. En 1991 se encontró una momia dentro de un glaciar, en los Alpes de Ötztal (Austria), con 57 tatuajes en la espalda y cuya antiguedad se cifra en más de 5200 años, según Cate Lineberry. Esta momia constituye el cadáver humano con más piel que se ha encontrado y cuya antigüedad se estima en unos 5200 años. 

Aunque la palabra tatuaje posiblemente proviene del samoano “tatau”, que significa marcar o golpear dos veces (en referencia al método tradicional de aplicar los diseños o plantillas), se incorpora al español a través del francés, tatouage. Los marineros que viajaban por el Pacífico encontraron a los samoanos y aquellos, que se quedaron fascinados con sus tatuajes, tradujeron erróneamente la palabra "tatau" como tatuaje. En japonés, la palabra usada para los diseños tradicionales o aquellos diseños que son aplicados usando métodos tradicionales es “irezumi” (inserción de tinta), mientras que “tattoo” se usa para diseños de origen no japonés.

Tatuaje de estilo samoano

El arte de tatuar se remonta en el tiempo y va más lejos de lo que la mayoría de la gente piensa. Los egipcios, desde la XI dinastía (hace unos 3000 años), ya conocían y practicaban la técnica del tatuaje. Una de las más famosas momias tatuadas es Amunet, que fue sacerdotisa de la diosa Hathor, en Tebas. Se le observaron varias líneas y puntos tatuados sobre su cuerpo. En la Momia de Asecond también se encontraron estos mismos modelos, pero además tenía punteada su región púbica más baja. Las evidencias hasta la fecha sugieren que, en el antiguo Egipto, este arte estaba restringido a las sacerdotisas. 

Tatuaje con motivos egipcios

El tatuaje fue reintroducido en la sociedad occidental por los expedicionarios ingleses dirigidos por el Capitán Cook, en su regreso de Tahití, en 1771. Esto explicaría la natural asociación que ha prevalecido hasta los días de hoy entre los tatuajes y los marineros. Incluso miembros de la realeza británica volvieron tatuados de sus viajes por los Mares del Sur.

La asociación entre tatuajes y delincuencia provino también de esta época. Los marineros, gente que a menudo se embarcaba durante largos períodos de tiempo para evitar a la justicia, fueron fomentando esta asociación. Los tatuajes permanecieron en letargo hasta que resurgieron con los hippies durante los años 60 y 70. Estos adoptaron el tatuaje y lo elevaron a la categoría de Arte, abandonando los motivos marineros y realizándose grandes diseños coloridos, acorde con la época. Esto hizo que el tatuaje saliese de los puertos y empezase una primera etapa de popularización.


Hoy en día, estos hippies son oficinistas, maestros y directivos, sin embargo en su piel perduran las marcas de su juventud, lo que ha contribuido a la globalización del tatuaje, desligándolo por completo de marineros y delincuentes. Esta reconversión de la aceptación social del tatuaje ha llevado a que la gente sienta, cada vez más, interés por decorar su cuerpo.

Tatuajes maoríes (Nueva Zelanda)
Se cree que el proceso del tatuaje era mucho más elaborado de lo que lo es en la actualidad. Se trataba de un ritual que, por ejemplo, en Egipto se realizaba casi en exclusividad por mujeres, un proceso doloroso que la mayoría de las veces se usaba para demostrar valentía o confirmar la madurez, de la misma forma que todavía se puede observar en los rituales de tribus de Nueva Zelanda. Borneo es uno de los pocos lugares del mundo donde se practica todavía hoy la forma tradicional del tatuaje tribal. El tatuaje recuerda el arte de Bali y Java y los instrumentos para el tatuaje son similares a los usados en la Polinesia. El tatuaje de la Polinesia fue el más artístico del mundo antiguo, estaba caracterizado por diseños geométricos elaborados, los cuales eran embellecidos y renovados durante toda la vida del individuo hasta que cubrían su cuerpo por entero.

Según relata Marco Polo, por lo vivido en sus viajes, el respeto hacia una persona se medía por la cantidad de tatuajes que esta tenía. El tatuaje se usaba también como castigo y los individuos acusados de sacrilegio debían ser tatuados. Debido a esto, los médicos griegos y romanos empezaron a practicar la retirada de tatuajes. Lentamente se abandonó el tatuaje de esclavos y criminales cuando se extendió el cristianismo en el Imperio Romano. El emperador Constantino, primer emperador cristiano de Roma, emitió un decreto en contra de esta actividad. Se cree que la actitud negativa contra el tatuaje tuvo su origen a raíz de este decreto.

Irezumi, tatuaje japonés

En Norteamérica, se asoció el tatuaje con prácticas religiosas y mágicas, era un rito simbólico y una marca única que permitiría que el alma superara los obstáculos en su camino hacia la muerte. El tatuaje era una práctica común entre los nativos de América Central, que se tatuaban en sus cuerpos imágenes de dioses. Sin embargo, el arte del tatuaje fue redescubierto por los exploradores. Banks, un artista y científico que navegó junto al Capitán Cook, describió en 1769 el proceso del tatuaje de la Polinesia. Los marineros de Cook iniciaron la tradición de los hombres de mar tatuados y extendieron con rapidez esta afición entre los marineros, quienes aprendieron este arte y lo practicaron a bordo. También fueron los viajes de Cook los que describieron el arte Moko entre los maoríes, un doloroso y elaborado proceso que duraba meses y que tenía como resultado diseños negros en espiral y a rayas.

Alrededor del 1000 a. C., el tatuaje logró entrar, por medio de las rutas comerciales, a la India, China y Japón. A pesar de un glorioso inicio en Japón, el tatuaje solía estar reservado para aquellos que habían cometido crímenes serios, por lo que los individuos tatuados eran aislados por sus familias, esto constituía el peor de los castigos. El emperador Matsuhito, ante la apertura de Japón a Occidente, decidió prohibir los tatuajes para no dar la impresión de salvajismo ante los extranjeros.

En América, donde habían existido desde siglos antes, solo tuvieron eco masivo durante la Guerra Civil. Uno de los primeros artistas profesionales fue C. H. Fellows. Se considera que el primer estudio de tatuajes fue abierto en 1870, en Nueva York, por Martin Hildebrant, un inmigrante alemán, cuyo mayor competidor fue Samuel O' Reilly inventor de la máquina de tatuar en 1891. Este aparato estaba inspirado en una maquinaria inventada por Thomas Edison. Alrededor de 1900 ya existían estudios de tatuaje en casi todas las ciudades importantes. Hoy en día, es famoso en el mundo entero del tatuaje el nombre de Sailor Jerry Collins (1911-1973). 

En España, se puede empezar a hablar de tatuajes alrededor de los años sesenta y setenta. Esta actividad comenzó en las zonas portuarias, donde se tatuaban marineros, pero también personas adineradas que disponían de embarcaciones. A finales de los años setenta y principios de los ochenta, el fenómeno se difundió aún más, de manera especial entre las clases medias y altas, con el nacimiento de una cultura alternativa que consideraba este arte como una forma de extravagancia. En los años ochenta, bajo el impulso de la cultura punk, heavy, rock o de nuevas tendencias, los jóvenes empezaron a interesarse por los tatuajes. 


Hoy en día, el tatuaje representa algo diferente para cada persona. Dentro de los diferentes estilos se encuentran nombres plasmados que hacen referencia a un ser querido, alguien a quien se admira o el propio nombre, también hay frases que hacen referencia a algo importante, una ideología o palabras con las cuales, el que se tatúa, se siente representado.



Por otra parte, hay representaciones gráficas de animales o flores, algo que demuestra la admiración y el respeto hacia la naturaleza o, en cierto modo, un tipo de compromiso por preservar la biodiversidad que ofrecen las distintas zonas geográficas en cuanto a la flora y la fauna. El tatuaje no cambia el carácter de las personas, es tan solo algo que se busca para demostrar una serie de ideales personales y el deseo de exteriorizarlos. 


La sociedad moderna comienza a aceptar el tatuaje como una expresión artística fuera de una moda pasajera, evitando verlo como un tabú y tomándolo como un simbolismo de los ideales personales de cada ser humano. El tatuaje se ha convertido en una parte de la vida cotidiana de cualquier sociedad y algo que va más allá de las modas, puesto que para la mayoría no es un simple capricho momentáneo sino algo con lo que convivirán el resto de sus vidas. Se trata de algo digno de mostrar y admirar, conformando casi una prenda más de vestir, pues está reemplazando, de alguna manera, la ropa o complementando la apariencia de la persona. 


Pepe Cocodrilo










Bibliografía y citas:
http://baupres-mag.com/tatouage/
http://tattoosguatemala.weebly.com/articulos/los-primeros-hombres-y-mujeres-tatuados

1 comentario:

  1. Hay también un tema muy polémico en torno al tatuaje, que es tatuaje en animales.
    Los gatos, perros y cerdos viene siendo blanco de los tatuadores, y esta práctica también se llama "arte", según los adeptos del tatuaje.
    En 2007, el artista belga Wim Delvoye puso en marcha la exposición Art Farm, en que tatuó varios cerdos con el logo de Louis Vuitton e imágenes religiosas, además de personajes de dibujos animados de Disney, como la sirena Ariel.
    A mi ver, esta es una práctica cruel e innecesaria, pero compite a los poderes legales de la justicia establecer un orden y poner fin a esta actividad absurda.

    ResponderEliminar